Recuperando nuestras Ideas

por DAN PONIACHIK, Ingeniero Comercial, U. de Chile.

Últimamente he estado pensando sobre algo que a primera vista parece súper simple.  La constatación de que “a cada acción le precede una idea”. Pero, ¿se han detenido a pensar lo maleables que son las ideas? ¿Cómo algunas conversaciones pueden hacernos cambiar totalmente el rumbo de nuestras vidas?

¿Cómo una serie de discursos y propaganda pudieron derivar en la Noche de los Cristales Rotos en 1938? o ¿cómo las ideas llevaron a Kennedy a proclamar en 1961 que, antes del fin de esa década, el hombre llegaría a la luna?

Las ideas generan acciones, eso es un hecho. Pero me asombra lo influenciables que son las ideas. Y dada esta relevancia esencial que tienen las ideas en nuestras vidas, me asombra lo tan desmesuradamente poco que nos dedicamos a estudiarlas, a analizarlas, a comprenderlas y a compartirlas.

Discusiones serias en las que compartimos nuestro corazón y nuestra cabeza, libros, películas, cuestionamientos, muchos métodos por los cuales formar nuestras propias ideas. Si no hacemos esto, aunque sea un poco, nuestras ideas no serán las nuestras. Y entonces, nuestras acciones tampoco lo serán. Serán las acciones de otro. Y las acciones de otro… nos harán vivir la vida de otro.

No vivamos la vida de otro, vivamos la nuestra. Partamos por apagar el televisor. Por salir un poco más temprano de la pega. Por una larga caminata en el parque. Por disfrutar sin apuros un anochecer. Pero por sobre todo, pensando y reflexionando. Solo así, nuestras acciones serán de verdad propias, y vendrán de ideas propias también.

Anuncios

3 Respuestas a “Recuperando nuestras Ideas

  1. El problema es que una larga caminata por un parque no asegura que las profundas reflexiones que se puedan generar sean auténticas del individuo. En otras palabras, primero habría que definir qué es la autenticidad. De una u otra forma, uno fue formado por alguien, por una comunidad, por un modelo particular, y por ende siempre podría argumentarse que lo que uno considera una idea original o auténtica no es más que una forma distinta de decir algo que ya se dijo.
    En todo caso, es un tema interesante y tu columna una buena forma de comenzar la discusión.

  2. Gracias Ale por el comentario, estoy de acuerdo contigo; en la medida que crecemos en sociedad parece muy difícil encontrar cuáles ideas son auténticamente nuestras y si es que es posible llegar a saberlo.

    Pero si, creo que es algo que hay que darle más vueltas y reflexionar sobre ello.. un abrazo!

    E

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s